jueves, diciembre 20, 2007

Nueva Ley de Patrimonio Natural y de la Biodiversidad




El pasado viernes 14 de diciembre, salió publicada en el B.O.E. la Ley 42/2007, de 13 de diciembre, del Patrimonio Natural y de la Biodiversidad, que, en mi opinión, no aporta gran cosa con respecto a la normativa anterior (Ley 4/1989, de Conservación de los Espacios Naturales y de la Flora y Fauna Silvestres) y no hace sino poco más que trasponer a la legislación estatal las novedades producidas en la prolija normativa de la Unión Europea, así como las derivadas de acuerdos y compromisos firmados en el seno de organismos internacionales.

Como no podía ser de otra forma, esta Ley refleja a la perfección la concepción que nuestra sociedad actual tiene sobre el medio natural y que voy a tratar de resumir escuetamente:

En primer lugar, se ve a la Naturaleza y al medio natural como algo externo, algo contrapuesto al medio artificial, humanizado o urbano. Sin embargo, ambos medios confluyen en el medio rural, donde, por así decirlo, nos vemos obligados a convivir con el medio natural y a tratar de compaginar lo mejor y lo peor de ambos mundos.

En los anexos aparece un extenso listado de diversos elementos de los ecosistemas, como son determinados hábitats naturales (Anexo I) y especies concretas de animales y plantas silvestres, que se deben proteger de manera estricta (Anexo V) y para los que deben declararse "zonas especiales de conservación" (Anexo II). Lo cual está muy bien, por una parte, pero por otra, contribuye a considerar la Naturaleza como una serie de compartimentos estancos que pueden conservarse creando una especie de parques zoológicos lo suficientemente grandes para que contengan cada uno de esos compartimentos, para que se promueva el "uso público" de los mismos y la gente pueda visitarlos y, de paso, se fomente el turismo rural.

Sin embargo, algo tan importante como es la coherencia, la conexión, el funcionamiento de los ecosistemas y su correcto engarce con el resto del medio (núcleos urbanos, infraestructuras, industrias, cultivos y explotaciones agrarias) se reduce a un único artículo, con un único párrafo de 10 líneas, concretamente el artículo 46 "Coherencia y conectividad de la Red" que dice: "Con el fin de mejorar la coherencia ecológica y la conectividad de la Red Natura 2000, las Comunidades Autónomas, en el marco de sus políticas medioambientales y de ordenación territorial, fomentarán la conservación de corredores ecológicos y la gestión de aquellos elementos del paisaje y áreas territoriales que resultan esenciales o revistan primordial importancia para la migración, la distribución geográfica y el intercambio genético entre poblaciones de especies de fauna y flora silvestres".

A pesar de ese artículo 46, paradójicamente, en la Ley no se menciona ni una sola vez la palabra "seto", y con respecto a los "sotos", en el listado de hábitats prioritarios (Anexo I) se incluyen las "Aguas corrientes – tramos de cursos de agua con dinámica natural y semi-natural, en los que la calidad del agua no presenta alteraciones significativas", entre los que se especifica los "Ríos mediterráneos de caudal permanente del Paspalo-Agrostidion con cortinas vegetales ribereñas de Salix y Populus alba"; y también figuran, en el apartado de bosques: los "Bosques aluviales de Alnus glutinosa y Fraxinus excelsior", los "Bosques mixtos de Quercus robur, Ulmus laevis, Ulmus minor, Fraxinus excelsior o Fraxinus angustifolia, en las riberas de los grandes ríos (Ulmenion minoris)", los "Bosques galería de Salix alba y Populus alba" y las "Galerías y matorrales ribereños termo-mediterráneos (Nerio-Tamaricetea y Securinegion tinctoriae)".

Enlazando con la entrada del otro día sobre los castores en el Ebro, hay que decir que dicha especie (Castor fiber) aparece entre las que deben declararse zonas especiales de conservación (Anexo II), y las que son objeto de protección estricta (Anexo V), a excepción de las poblaciones estonias, letonas, lituanas, polacas, finlandesas y suecas. Lo cual no implica que, fuera de esos países nórdicos mencionados, la Comisión Europea no pueda conceder autorizaciones extraordinarias para el control o erradicación de poblaciones de especies protegidas que hayan sido reintroducidas ilegalmente y que pudieran tener consecuencias negativas para la conservación de hábitats prioritarios.

Otra de las ideas preconcebidas que se reflejan en la Ley, es la idea generalizada de que la caza es la actividad que más influye sobre las especies de fauna silvestre y sus hábitats naturales. A mi juicio, el papel de la caza a este respecto (sobretodo de la caza legal) se tiende a exagerar enormemente. Prueba de ello, es que si antes decíamos que sólo hay un único artículo para regular el amplio e importante aspecto de la coherencia y la conectividad de los espacios naturales protegidos, hay también un artículo de la Ley, el nº 63, que regula exclusivamente una sola modalidad de caza menor, como es la "Caza de la perdiz con reclamo".

El origen de esta concepción de la caza como algo alta y negativamente impactante en el medio natural, supongo que está en el hecho de que se trata de una actuación sumamente directa, como es el hecho de disparar sobre animales, que, además, no es de primera necesidad, sino que se considera un lujo, y que históricamente ha influido de manera clara en la extinción o enrarecimiento de varias especies.

A este respecto, hay que decir que, a pesar de la existencia de una normativa común europea, la situación en los distintos países es muy distinta. Si bien, es objetivamente cierto que hay algunos países en los que se han cometido y se siguen cometiendo claros abusos (Francia e Italia). Lo cierto es que, en nuestro país, la caza se está convirtiendo en una actividad cada vez más minoritaria debido al espacio necesario y a los múltiples engorros que tiene, tanto desde el punto de vista práctico como legal, para ejercitarla, ya que hay que ser socio de un coto autorizado donde poder cazar, hay que tener un armero para guardar las armas, un lugar para tener los perros, que hay que alimentar, sacar y ejercitar durante todo el año, para luego poder cazar cada vez menos días al año y con mayores restricciones de todo tipo (cotos con planes técnicos de gestión aprobados y guardas, limitaciones en armas y municiones, limitaciones en el número de días que se puede salir a cazar, superación de un examen, aumento de los precios del equipo, licencias, permisos, tasas, etc).

He de decir que todo ello me parece muy lógico y positivo, y que ojalá tuvieran razón los detractores de la caza y fuese esta actividad el principal problema que tienen los ecosistemas naturales, pero mucho me temo que la realidad va por "otros tiros" (nunca mejor dicho). Al medio natural le iría mucho mejor, si en lugar de fijarnos tanto en si los perdigones de los cazadores son de plomo o de acero, nos fijásemos más en el número de denuncias y en los efectos de las sanciones emitidas por vertidos industriales tóxicos, el uso de pesticidas y fertilizantes químicos en los campos, el desarrollo urbanístico desorbitado, la apropiación ilegal de las riberas de nuestros ríos, la destrucción de la exigua vegetación de ribera que nos queda, la adopción de medidas eficaces para minimizar el impacto ambiental de las infraestructuras del transporte, el enorme y creciente tráfico de camiones en nuestras carreteras, etc.

Un aspecto novedoso y que me parece muy positivo e interesante de la Ley 42/2007 es el Capítulo IV "Conocimientos tradicionales", del Título IV, a pesar de que también tiene un único artículo que lo desarrolla, el nº 70 "Promoción de los conocimientos tradicionales para la conservación del Patrimonio Natural y la Biodiversidad", ya que, frecuentemente, olvidamos que si existen hábitats naturales que proteger en la actualidad, es porque nuestros antepasados han realizado determinadas actividades que no sólo han disminuido el impacto negativo sobre el medio, sino que incluso han tenido efectos positivos. Tal es el caso, típicamente ibérico, de la dehesa, por ejemplo.

Resuenan en el sombrero: Los gruñidos de los cerdos ibéricos hozando alegremente al pie de una encina en busca de bellotas, mientras se escucha de fondo el revoloteo de los bandos de Palomas torcaces y el trompeteo de las Grullas comunes retumbando entre la bruma invernal de la dehesa.

Pintura: "Grullas y encinas".- Manuel Sosa (2005).

17 comentarios:

WODEHOUSE dijo...

Perdona que te diga pero "turismo"-"rural" son dos palabras que como que juntas se dan de palos. Son muy antagónicas. Sinceramente me echo a temblar ante ciertas terminologías. a tí que te parece??? Un besito!

Lula Fortune dijo...

Pues gracias por desglosarme lo más interesante de la ley (yo no me hubiera enterado). Lo que "más" me gusta de las leyes o decretos o zarandajas de esa ralea son las palabras mágicas: se propiciará, se dinamizará, se potenciará... y nos quedamos todos, con un palmo de narices, mirando a esas palabrejas a ver si su magia nos traspasa y nos dice cómo hacerlo.
Parole, parole, parole...ya lo decía la canción.
Un biquiño agreste y salvaje.

frikosal dijo...

Buenas, un par de cosas digo:

De lo que comentas al principio, de un conjunto inconexo de zoos para atraer visitantes, totalmente de acuerdo. Se urbaniza y destruye (digamos) el 90% del medio natural no cultivado, el 10% restante se hiperprotege, llegando a prohibir el acceso o hacer fotografías. Eso si, se construyen centros de interpretación innagurables. 90% puede parecer mucho pero para los que vivimos cerca de la costa, me quedo corto.

Lo de la caza, es evidente que -en general- no es el principal problema ni mucho menos. Yo estoy en contra entre otras razones por el riesgo de que me peguen un tiro, que por el tipo de actividades que a mi me gustan no es despreciable.

firb dijo...

Totalmente de acuerdo contigo y en desacuerdo con separar (física y mentalmente) lo natural de lo artificial. Yo no quiero reservas naturales, ni zoológicos, ni nada por el estilo. Quiero pueblos para vivir en ellos, de ellos y para ellos; con un entorno agradable y respetado. Pero el turismo rural nunca podrá ser un medio de substencia, es sólo una forma de "espectáculo" más. Parece que se quieren mantener para que digamos los catetos de ciudad: "vamos a ver cómo viven en el pueblo y qué cosas tan raras hacen los viejos". RECUPEREMOS LOS PUEBLOS PARA VIVIR!!!
En cuanto a la caza, yo tampoco creo que produzca los mayores impactos (aunque me de asco auténtico ir por el monte y ver montones de cartuchos tirados, botellas vacías en puestos de palomeros, etc.) pero me opongo radicalmente a ella por razones éticas.
Algún día nos daremos cuenta de que lo humano es también natural, y que lo natural en vivir en contacto directo con la naturaleza y en equilibrio con ella.
Creo.

Mad Hatter dijo...

Pero bueno "Wood" ¿En qué mundo vives? El turismo rural está muy en boga ¿No te has enterado del boom que están siendo las casas rurales, la caza, la pesca y las actividades de ocio y deporte aventura al aire libre de todo tipo?
Es evidente que la actividad económica del mundo rural tiene que diversificarse al máximo para poder sobrevivir y el turismo supone un apoyo importante en algunos sitios, y además ayuda a que la gente de la ciudad conozca algo el campo y a sus gentes y viceversa.
Has dado en el clavo "Lula", las palabras mágicas de toda ley y normativa que se precie son esas, pero mejor es que haya al menos buenas intenciones a nada o malas ¿No?
Sé que la caza es difícil de asumir éticamente, porque lo que predomina no es la verdadera caza sino el "tiro escopetero", pero en este momento, si no hubiese cazadores de tiempo libre (que producen ingresos) habría que contratar a profesionales (que supondrían un gasto) para controlar poblaciones de determinados animales presa hervíboros sin predadores naturales o muy adaptables y generalistas como: cérvidos, jabalíes y zorros, que si no se controla sus poblaciones podrían producir daños considerables a cultivos, bosques y accidentes de tráfico.
Bienvenido y gracias por tu comentario "Firb".

el roble melojo dijo...

Bueno, la verdad es que ahora no la tengo a mano, pero ví el anteproyecto y hay una cosa que a mí me parece muy importante y es que espacios o formas de protección que antes eran los hermanos pobres, como LICs, ZEPAs, ahora pasarán a denominarse espacios protegidos Red Natura 2000 y espero que sean EPs con todas las de la Ley y nunca mejor dicho. Un saludo.

atikus dijo...

Bonitas pinturas,..jo que cantidad de post, no doy de sí, es que con esto de la navidad y el trabajo no tengo tiempo!!

Mad Hatter dijo...

Sí "Melojo" es algo importante, pero no es ninguna novedad, esas figuras ya estaban previstas en la Directiva 92/43/CEE del Consejo, lo que ocurre es que durante los 10 últimos años han estado inventariándose y proponiéndose esas zonas (LICs, ZEPAS) y por eso parecía que eran las "hermanas pobres" o espacios protegidos "de segunda", como bien dices. Aunque una cosa es cierta, el medio natural y el sector forestal siempre han sido los "hermanos pobres" a la hora de establecer prioridades políticas y asignar presupuestos. ¿Alguien ha visto en prensa, radio o TV el más mínimo comentario sobre la publicación de esta nueva Ley? Porque en el fondo a la inmensa mayoría de la población le importan un pimiento "los bichos" y la Naturaleza. Por eso me parece un acto de hipocresía tremendo cuando luego se rasgan las vestiduras y echan pestes cuando sale alguna noticia sobre la caza.

Le Mosquito dijo...

Pedir a las comunidades autónomas que fomenten esto o lo otro, es como poner las ovejas al cuidado del lobo.
Visto así, este repaso de la ley no me ofrece nuevas esperanzas, y teniendo en cuenta que hasta ahora, las existentes, estaban escritas en papel mojado.
Turismo rural: Hablando de lo que comozco, sé de muchas casas rurales que, dependiendo de cada comunidad autónoma, se han puesto en pie con parte de dinero público (hasta un 40% de la inversión, creo recordar). Algunas de ellas, y desde un primer momento, han sido concebidas como hogares que pasarían a ser particulares (sin compromiso de oferta pública de alojamiento) una vez superado el periodo exigido en/por cada comunidad/normativa. Así, algunas personas se han hecho con palacetes impresionantes luego de usarlos durante tres años (ejemplo) como establecimientos públicos. Actualmente, y con un vistazo en internete a la oferta inmobiliaria rural, puede observarse que muchos de ellos están en venta.
Setos:
Un caso en particular. He visto como se ha quemado y talado una parcela no urbana (Roble Melojo sabe cual) con zarzas, narcisos silvestres... Bufo Gredosícola (sapo autóctono y protegido) lagarto Ibérico, Vibora, Bastarda, Pájaro Carpintero... Aviso a Semprona. Los guardias civiles están a punto de llorar cuando les cuento lo que allí vivía, pero me comentan, por una parte, que debería presentar denuncia personal (ellos no actuarían sin denuncia formal) y, por otra, me recomiendan que de presentar la denuncia esté preparado para demostrar que allí vivían las especies que yo aseguro vivían.
Manos atadas.
lamento que en el diseño de las leyes no participen personas informadas, como sería el caso de Mad o Roble Melojo, cuya actividad profesional se ejerce a pie de campo.
En cuanto a la caza. Sí, que se vigilen plomo y otros vertidos. Desgraciadamente, Mad, en el pueblo en que vivo, los cazadores no son lo mejor del vecindario. También temo un tiro. Alguno ya me ha silbado por encima de la cabeza.

Mad Hatter dijo...

"Atikus" no te estreses macho, hay una pintura y dos fotos. Nos vemos por los madriles ¿Eh?

Las leyes pueden ayudar algo pero nunca serán la solución definitiva a la mayoría de los problemas, sobre todo en el medio natural, donde no es factible realizar una vigilancia eficaz. Si en las carreteras, con la vigilancia que hay, se cometen inumerables infracciones de tráfico que quedan impunes, imaginaos lo que pasará en un espacio 1000 veces más ancho, por mucho Seprona que haya.

Es un hecho que las competencias en desarrollo de la legislación básica y gestión del medio ambiente y conservación de la Naturaleza corresponden a las CCAA.

Con respecto a la caza, insisto una vez más en que el problema es que por cada cazador hay 200 escopeteros.

Todo en el fondo es un problema de masificación, falta de educación, falta de sensibilidad y falta de valores que tiene nuestra sociedad en todos los aspectos de la vida.

¡Feliz Navidad!

WODEHOUSE dijo...

No si por eso digo...si les compensa el destrozo que hacemos llegando con nuestros todoterrenos, ensuciando y rompiendo la tranquilidad de pueblos idílicos y de paso sus montes...pues no sé.

Yo lo que veo por mi experiencia que Ezcaray se lo han cargado en 15 años. Han quitado todas las huertas y en su lugar han construido pisos y más pisos con piscina( que se usa como mucho una semana al año). Te diré...

Por no hablar de la ruta del vino y el enoloturismo, tiene muchos detractores aunque no lo parezca.

Mad Hatter dijo...

Sí, claro, como siempre todo está en el cuánto, cómo y donde se hacen las cosas, lo de Ezcaray ha sido demasiado masificado y en plan urbano de construir apartamentos. Pero, por ejemplo, en el valle del Rasillo, la urbanización tiene un tamaño razonable (esperemos que no crezca más), no se deja construir piscinas privadas porque algunos veranos hay problemas de agua, se han creado unas 4 ó 5 casas rurales que funcionan como tales y se ha ampliado un poco el "Club Náutico" del embalse. Los fines de semana de verano está bastante masificado, pero el impacto ambiental y social es acepatable, hasta ahora.
También es cierto que si alguno se pasa, va derecho al pilón, otra peculiaridad riojana (je, je).
Con respecto al enoturismo, sí que es cierto que a algunas bodegas parece que les molesta tener que tener a alguien los fines de semana para que enseñe las bodegas a los turistas, pero no era de recibo que la gente viniese a Logroño de turismo y no pudiese ver una bodega y tuviera de conformarse con tomar una birria de tinto en la Calle Laurel, porque el crianza estaba por las nubes.
Por cierto, bares madrileños con bravas y cañas, vayan preparándose porque estas navidades llega "Mad chicarrón del norte con buen saque Hatter" ¡¡¡Nooorm!!!

WODEHOUSE dijo...

"Pos hala!!!Vayan pasando que al fondo hay sitioooo."

Qué bien que te lo vas a pasar...
Lo del rasillo es razonable. Pero el alcalde de Ezcaray se cree estupendo y todo el pueblo a una se ha puesto a hacer caja con el pijerío trashumante, y les va más el negocio...todo en ese pueblo es susceptible de ser comprado incluso el humo de las chimeneas, a precios astronómicos.
Dentro de la Rioja algunas zonas son más turísticas que otras...visitar bodegas es un difícil trámite imposible de resolver al menos por mí misma...yo no sé como hacen otros. Ya he renunciado a poder ver el edificio maravillosisimo de ELciego de fran ghery.
No sé como hacen otros. Un beso!

Angel dijo...

Hola amigo Julio.
Muy bueno e instructivo tu artículo y es auténticamente penoso que esta ley no salga en prensa ni en ningún lado, al menos yo no lo he visto.Pero claro, el problema de las leyes en este país es la mentalidad del "copio y pego" con dos añadidos y un pequeño lifting para que el legislador no tenga mala conciencia de que no es más que un puto vago...
A mi modesto entender uno de los problemas con la naturaleza es ese "nuevo" concepto de los "recursos naturales". Joder con lo de recursos, coño, que no estamos sólo gestionando materia prima para quemar, entre otras cosas porque lo que quemas se lo lleva el humo.Leyendo un artículo en el National un señor:George Schaller dice:"Es esencial que cada país mantega intacta parte de su herencia natural, como un recuerdo para el futuro, una línea de referencia para medir el cambio. Si destruimos nuestros parques, desaparecerán para siempre". No creo que sea la cita mágica pero va por un nuevo concepto: el de herencia cultural que me parece se obvia cuando hablamos de la naturaleza. Por cierto, estoy totalmente a favor de la caza y el turismo rural como medios útiles para sostener el campo, ya que se han perdido otros usos y por desgracia creo que para siempre. Claro que no estoy a favor de la caza y el turismo pijo. Pero es un medio, imperfecto, si queremos, pero medio al fin para que no se pierda.
Bueno caballero, insisto, llame cuando llegue a Madrid que a Ruth le apetece hacer cenita con usted y otros salvajes del medio oeste.
Un abrazo.

Carmen dijo...

Coincido con vosotros en que no existe un interés real público por conservar. NO hay nada más que ver los intentos medianamente serios que han intentado hacer desde el Ministerio de Medio Ambiente, que han quedado destrozados por los propios compañeros de gabinete. Hay demasiados intereses económicos en juego para que realmente se decida conservar, mantener y modificar lo que se ha hecho ya y está mal... No se lo creen los que nos gobiernan... y esto es un lamento.

el roble melojo dijo...

No seáis tan negativos, que a veces el conocer las leyes y conseguir que se apliquen salvan muchos espacios; nada más que veáis lo que está pasando en Ávila(o lo que por suerte no está pasando todavía). El otro día estuve en una jornada para la declaración de un espacio como paisaje protegido y uno de los ponentes que era Joaquín Araújo dijo que ahora estamos intentando conservar para nuestros bisnietos. La Ley 4/89 era buena y esta también lo es, lo que tenemos que hacer todos es estar recordadndo continuamente a quién corresponda que hay que hacerla cumplir.

Mad Hatter dijo...

Estas leyes son necesarias y no están mal, lo que quería decir es que tener unos cuantos espacios protegidos no garantiza la sostenibilidad, está muy bien tener espacios protegidos bien conservados, pero también hay que tener cuidado con lo que se hace en el resto y sobretodo que realmente sea una red con nudos interconectados (cuidado con el entorno de ríos, carreteras y vías del tren y conservar los setos y ribazos entre los cultivos). Sin olvidarnos de la gente que todavía vive en el campo, para que pueda hacerlo dignamente realizando actividades productivas, no sólo de ocio.
Saludos y gracias por interesaros por estos temas y por vuestros comentarios.